· XunTOs · Blog de Terapeutas Ocupacionales de Galicia

Mi visión de la Terapia Ocupacional

1 comentario

(Por Nacho Paz Melero)

Antes de nada, me gustaría felicitar a mis compañeras terapeutas ocupacionales encargadas de llevar a cabo la idea del blog, así como darle vida a este lugar de encuentro para todos nosotros. ¡Qué fácil parece todo cuando ya está todo hecho y qué esfuerzo conlleva empezar un camino! Gracias de verdad.

Dicho esto me gustaría retomar el tema que inició Araceli sobre el significado de la Terapia Ocupacional. Recuerdo con especial cariño los primeros años de carrera donde, a pesar de que muchos nos encontrábamos un poco desorientados con aquel concepto novedoso que era la Terapia Ocupacional, nuestra profesora Nereida Canosa (guía profesional y espiritual para mí, a la que siempre estaré agradecido) nos invitó a reflexionar y definir lo que para nosotros era esto que iniciábamos. ¿Y qué mejor forma para explicar el concepto de TO que mediante una actividad creativa y significativa para cada uno?

Reconozco que tras un primer instante en el que me encontrada completamente perdido, mi mente empezó a volar buscando la forma más original de expresar la filosofía de la Terapia Ocupacional desde la perspectiva más global posible, sin caer en particularidades. Sin embargo, no encontré ninguna idea que me satisficiese completamente así que cansado decidí aparcarlo temporalmente. Pasaron varios días hasta que de forma inesperada y sin ni siquiera buscarlo, leyendo un poema, di con la idea perfecta (para mí, claro).  Y es que la vida es así, muchas veces nos cruzamos con respuestas, y tan solo necesitamos mantenernos lo suficientemente alerta para aprovechar las oportunidades que se nos cruzan por el camino.

Hoy me gustaría compartir con vosotros ese poema de Sánchez Rosillo. Disfrutadlo y que no se apague vuestra luz ;)

“Luz que nunca se extingue”

Te equivocas, sin duda. Alguna vez alcanzan
tus manos el milagro;
en medio de los días indistintos,
tu indigencia, de pronto, toca un fulgor que vale
más que el oro puro:
con plenitud respira tu pecho el raro don
de la felicidad. Y bien quisieras
que nunca se apagara la intensidad que vives.
Después, cuando parece que todo se ha cumplido,
te entregas, cabizbajo, a la añoranza
del breve resplandor maravilloso
que hizo hermosa tu vida y sortilegio el mundo.

Tu error está en creer que la luz se termina.
Al cabo de los años he llegado a saber
que en la naturaleza del milagro
se funden lo fugaz y lo perenne.
Tras su apariencia efímera,
el relámpago sigue viviendo en quien lo vio.
Porque su luz transforma y ya no eres
el hombre aquel que fuiste antes de que en tus ojos,
de que en el fondo oscuro de tu ser fulgurase.

No, la luz no se acaba, si de verdad fue tuya.
Jamás se extingue. Está ocurriendo siempre.
Mira dentro de ti,
con esperanza, sin melancolía.
No conoce la muerte la luz del corazón.
Contigo vivirá mientras tú seas:
no en el recuerdo, sino en tu presente,
en el día continuo del sueño de tu vida.

Eloy Sánchez Rosillo, Las cosas como fueron.

Gafas

Anuncios

Un pensamiento en “Mi visión de la Terapia Ocupacional

  1. Pingback: XunTOs cumple 6 meses |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s